Geotermia

La energía geotérmica es aquella energía que es tomada de la tierra, esta es normalmente conocida como la geotermia vertical, para desarrollarla es necesaria la construcción de pozos donde serán colocados conductos de manera vertical en el que circulara un fluido que adsorberá el calor de la tierra.

Esta forma de energía se ha popularizado ya que su aplicación reduce costos en calefacción, debido a que el calor extraído de la tierra se utiliza como calefacción y para calentar el agua en las viviendas, este método de calefacción se pudo en práctica en países con temperaturas muy bajas.

La geotermia vertical funciona a través de una bomba que debe transportar el calor de la tierra a los pisos, las paredes y los calentadores de la vivienda, para realizar este tipo de construcciones a gran escala se deben tener ciertas consideraciones que definen su eficiencia, así como algunos de seguridad.

Este sistema de calefacción es muy provechoso ya que se esta utilizando el calor estable, constante y permanente que posee la tierra a partir de cierta profundidad en la corteza terrestre, esto ofrece a los usuarios una mejor calidad de calefacción debido a que este aporte de calor no variara en el tiempo.

Una instalación para desarrollar un sistema de este tipo aun cuando es muy ventajoso requiere de un estudio previo ya que por las excavaciones estas no pueden ejecutarse en zonas donde la estabilidad de la propia edificación se vea afectada a nivel de fundaciones por ejecutar esta instalación.

Existen diversos tipos de geotermia aun cuando solo se habla de la geotermia vertical, están las instalaciones horizontales y los sistemas de captación de aguas freáticas, sin embargo son las verticales las que mayor rendimiento presentan, es por esto que suelen ser de preferencia de los usuarios.

Este tipo de instalaciones generan actualmente entre 40-60 W/m² ya que las sondas abarcan mayor longitud y son ubicadas a más profundidad donde las temperaturas caloríficas son mayores, en el caso de una vivienda unifamiliar con una o dos sondas podría ser suficiente.

Para desarrollar estas instalaciones se debe contar primero con un estudio geológico que analice las características del intercambio de energía entre las capas del subsuelo así como analizar as características físicas y mecánicas del suelo propiamente hablando para preveer accidentes durante la obra.

Las excavaciones que se realizan para construir estos posos con de aproximadamente entre 80m-150m, esta medida varia de acuerdo a las características obtenidas del suelo, la forma de la excavación puede ser en forma de U simple o en forma de U doble.

La diferencia entre uno y otro es que el primero requiere que se ejecute de mayor longitud, el segundo modelo puede ser construido en longitudes menores ya que abarca mayor extensión horizontal del terreno, esto repercute directamente en la energía que te aportara la construcción.

Para optar por una instalación geotérmica es necesario que tengas un buen conocimiento sobre la estructura de tu vivienda, de ser posible deberías tener los planos de la edificación, a fin de evitar fallas durante la excavación, a demás de esto es necesario tener un estudio geológico completo de la zona.